sábado, 19 de enero de 2013

SUEÑOS religiosos. Significado de los Sueños.

Es frecuente la duda que ante un sueño con matices religiosos, el onironauta se despierte en una circunstancia de duda o excitación en la cual se pregunta a sí mismo si fue tocado o visitado por Dios en tal sueño, trazándole un plan de ruta, dándole una sutil revelación sobre su porvenir, sobre el que leer o cómo obrar.
Cuando este conoce algo de las escrituras, recuerda con frecuencia la historia del patriarca José hijo de Jacob y su intervención en la historia del pueblo hebreo en Egipto y se inquieta por la idea de quizás estar viviendo una circunstancia similar. En otras palabras, aquel que sueña, se estima apresuradamente a si mismo profeta de Dios, olvidando que estos muy particulares sueños de Dios conyevan un PROPÓSITO y siempre resulta la puesta en escena de un profeta de Dios con un PROPÓSITO.

Los sueños inspirados usualmente se presentan como tal y encuentran por si mismos sus respuestas. Si un sueño que no pone en duda la doctrina, e inspira algo bueno y sano, bienvenido sea para sustraerle cosas aquello de provecho. Pero no se debe sobrevalorar ni debe inquietar como un mensaje de Dios indescifrable o como un plan de ruta.

Las citas que hablan de los sueños en la escritura son contundentes.

Eclesiastés 5,7 Porque en los muchos sueños y en las muchas palabras hay vanidades; tú, sin embargo, teme a Dios.
Eclesiástico 34,1-8 Vanas y engañosas son las esperanzas del insensato, y los sueños dan alas a los necios. Tratar de asir una sombra o correr detrás del viento es dar crédito a los sueños. Las visiones de los sueños no son más que un espejismo: un rostro ante el reflejo de su propia imagen. ¿Puede sacarse algo puro de lo impuro o de la mentira puede salir la verdad? Adivinaciones, augurios y sueños son cosas vanas, puras fantasías, como las de una parturienta. A no ser que los envíe el Altísimo en una visita, no les prestes ninguna atención. Porque los sueños han extraviado a muchos que cayeron por esperar en ellos. La Ley debe cumplirse sin falsedad, y la sabiduría expresada fielmente es perfecta.

Nuestra fe, con todo y lo sobrenatural que es por naturaleza, tiene los pies bien puestos en la tierra. Mucho de lo que se especula acerca de los sueños, es una importación de conceptos foráneos a la fe cristiana católica, que nunca se han correspondido con la doctrina de Dios. Con tristeza, puede además verse comúnmente que estos son usados para justificar delitos, atropellos, fundaciones de iglesias falsas y sectas y toda otra suerte de arbitrariedades. Como la misma palabra de Dios lo indica, esto no es más que necedad

Soñar con los muertos:
Nace esto de un procesamiento de la mente encaminado resarcir el conflicto de la pérdida. Y es en esencia lo que todo sueño es: el intrincado resultado de un proceso de la mente.
El problema surge para la fe cuando inapropiadamente se estima esto o como prueba de la salvación, o del gozo presunto gozo eterno alcanzado por el difunto o razonares similares varios en los que se pretende poner a Dios por testigo.
El único deber del cristiano es simplemente, LA ORACIÓN POR EL ALMA DE LOS DIFUNTOS. Es la fe de la Iglesia la existencia de un purgatorio, a donde se estima que toda persona (salva para el juicio de Dios) de no probada santidad, va a cumplir una pena temporal merecida por el pecado.
Muchos en un abandono de su fe católica (confiándose de sueños o simplemente siguiendo el mal consejo), abandonan su deber de oración por sus fallecidos, evitando las acostumbradas novenas, renunciando a los ofrecimientos de la Santa Misa y en general despreciando todas las ocasiones de oraciones de requiem, dejando a su difunto sin la anhelada oración.
¿Has soñado con tu difunto? ORA POR ÉL (ella), incansablemente y junto con él por todos los difuntos de manera regular.


Es preciso educar para que se retome la observancia en la doctrina de la Iglesia Católica que nos viene del mismo Dios y no dando cabida en nuestra vida a la superstición.

de AFhobbieQ

4 comentarios:

  1. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  2. Sin dudar el significado de los sueños es algo más que una manifestación del inconciente, pero tampoco significa que sea una revelación o alguna manifestación de algun ser, sencillamente es una expresión de nuestros deseos o preocupaciones

    ResponderEliminar
  3. Por favor estoy angustiada. Cuando niña tuve 2 años seguidos siempre em vieres Santo un mismo sueño. Em aquele tiempo tuve miedo pero paso sob entender nada de el. Anoche tuve uno similar y desperte angustiada. No me creo profeta no nada por el estilo pero cada vez que acontece ocurre algo horrible y ahora no se que hacer.

    ResponderEliminar
  4. Por favor estoy angustiada. Cuando niña tuve 2 años seguidos siempre em viernes Santo un mismo sueño. Em aquele tiempo tuve miedo pero paso sin entender nada de el. Anoche tuve uno similar y desperte angustiada. No me creo profeta ni nada por el estilo pero cada vez que acontece ocurre algo horrible y ahora no se que hacer.

    ResponderEliminar

Otros temas:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...